La línea 501 modificó su recorrido


Una unidad de la línea 501 fue atacada a piedrazo, el martes pasado, por un grupo de vecinos que reclamaban por faltad de energía eléctrica en la intersección de Colón y Carmen de Areco, en Monte Grande. La empresa decidió modificar su recorrido.

“Los vecinos rodearon el colectivo, lo atacaron a piedrazos y no lo dejaron salir de ahí”, contó a Info Región el jefe de servicio, Diego Fresco, quien detalló: “Habitualmente, cuando el chofer llega a un corte, dialoga con los vecinos y estos entienden su situación, que está trabajando, pero en este caso no fue así y lo tomaron de rehén”.

Según indicó, las personas que impidieron el paso del ómnibus exigían la presencia de una cuadrilla de Edesur. “Lo que les ofrecimos fue prestarle el colectivo para ir a quejarse a Edesur, pero no accedieron”, aseguró el empleado de la empresa Monte Grande. Tuvo que intervenir Infantería.

Por esa razón, los servicios de los ramales 4/2 Cruce Lomas Santa Lucía y 8A Cruce Lomas Escuela 55 terminarán su recorrido varias cuadras antes para evitar esa zona. “Tomamos la medida de dejar los colectivos a 20 cuadras de la terminal para no pasar por ahí”, precisó Fresco.

Decenas de usuarios que usaban el transporte habitualmente, se ven afectados por la interrupción del servicio, que era utilizado por cerca de 10 mil usuarios diariamente. “Ahora nos llaman para preguntarnos cuando vamos a volver a pasar, pero no sabemos. Nosotros vivimos de los pasajeros, pero si no hay seguridad no podemos seguir pasando”, aseguró el chofer.

Previo Cómo evitar accidentes caseros en invierno
Siguiente “El presupuesto en salud está garantizado”