Piden extender la emergencia en adicciones

El defensor del Pueblo Adjunto, Walter Martello lo sostuvo durante un plenario del Programa Global para la Implementación de la Declaración de Doha, organizado en Capital Federal.

El defensor del Pueblo Adjunto, Walter Martello, destacó la necesidad de avanzar en la creación de una agencia única y especializada con el fin de prevenir, conjurar, investigar y combatir los delitos relativos a la producción, comercio e introducción o suministro de narcóticos, estupefacientes y sustancias psicotrópicas.

Fue durante un plenario del Programa Global para la Implementación de la Declaración de Doha, organizado en la Ciudad de Buenos Aires por la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC).

“Existen distintos proyectos con estado parlamentario en el Congreso nacional. Las iniciativas tienen muchos puntos en común, con lo cual estarían dadas las condiciones para avanzar en la creación de una agencia única y especializada en la Argentina”, consideró.

Remarcó que es “indispensable que la Agencia especializada de nuestro país esté inspirada en el nuevo paradigma internacional que implica tener una perspectiva de derechos humanos, reducción de daños y prevención”.

En ese sentido, Martello consideró que el nuevo paradigma internacional también debe llegar a la Justicia de nuestro país. “En la provincia de Buenos Aires, una de cada tres instrucciones penales preparatorias vinculadas a la violación a la ley de estupefacientes tiene que ver con consumo personal o tenencia simple. A nivel federal, la situación es aún peor. Es indispensable que el problema de las adicciones se trate como un tema de salud pública, y haya más esfuerzos en combatir el crimen organizado e intentar reducir la oferta”, sostuvo.

El Defensor del Pueblo Adjunto también alertó sobre el impacto que podrían tener los ajustes presupuestarios en los programas de prevención que se vienen instrumentando a nivel nacional, en un contexto donde el consumo de drogas legales e ilegales se viene incrementando producto de la crisis económica.

“A fines de diciembre vence la declaración de emergencia que estableció el gobierno nacional, a través de un decreto, hace dos años. Si no se renueva la emergencia, el Estado podría quedarse sin importantes herramientas en momentos en que se prevé que haya un resurgimiento de drogas más baratas y nocivas. También necesitamos que todas las provincias adhieran a la emergencia, algo que hasta el momento solo hicieron algunas jurisdicciones”, explicó.

Previo Moreira: “El G20 debe unirnos aún más a los actores del campo popular”
Siguiente Para Vinagre, el aumento de tasas es "excesivo y discriminatorio"