Ley de alquileres: advierten sobre “presiones del mercado inmobiliario”

Lo expresaron desde la organización de Inquilinos Agrupados luego de que el presidente Mauricio Macri no incluyera el proyecto en el temario de las sesiones extraordinarias.

La organización Inquilinos Agrupados (IA) denunció en las últimas horas que el presidente Mauricio Macri no incluyó en el temario para tratar en sesiones extraordinarias el proyecto de ley de alquileres por “presión del mercado inmobiliario”.

“La ley impulsada por todas las organizaciones de inquilinos del país cuenta con media sanción por unanimidad del Senado desde noviembre de 2016. Sin embargo no la incluyó en el temario por presión del mercado inmobiliario”, enfatizó el presidente de la organización Gervasio Muñoz.

En este sentido, cuestionó que “a principios de octubre el Presidente anunció que le había encargado a su equipo que garantice el tratamiento y la votación de la ley antes de fin de año” pero que eso “no se reflejó” en la realidad.

“Hay ocho millones de inquilinos que destinan en promedio el 50% de sus ingresos al pago del alquiler. Si no hay regulación del precio el Gobierno nacional se enfrentará a una crisis habitacional que pondrá en riesgo el acceso a la vivienda de aquellos que alquilamos, pero también la estabilidad económica de aquellos que perciben una renta por su locación”, advirtió Muñoz.

Además, en declaraciones televisivas explicó que “la ley es importante porque plantea el incremento de un alquiler de forma objetiva, ya que hoy eso ocurre de forma arbitraria sin importar el ritmo de la economía”. “Hace años los alquileres aumentan más allá del índice inflacionario”, apuntó.

Asimismo, remarcó que “ya quedó claro que el mercado inmobiliario tiene mucho poder y que por eso no hay una ley para regularizarlo”. “Este es un gobierno que tiene dentro del Ejecutivo a integrantes de sectores que responden a intereses del mercado inmobiliario, como Nicolás Dujovne o Marcos Peña. Eso juega en contra”, agregó.

EL PROYECTO

Entre los principales puntos, el dictamen contempla que la duración mínima del contrato sea de tres años; una actualización del precio semestral bajo un índice de promedio entre inflación (IPC) y salario (CVS); registro obligatorio de contratos ante la AFIP.

Asimismo estipula un mes de depósito para los tres años de contrato y devolución de ese depósito actualizado al valor del último mes del alquiler; expensas extraordinarias e impuestos que gravan la propiedad a cargo del propietario y la negociación de la renovación con 60 días de anticipación.

Previo “El oficialismo aplica la mayoría y no escucha al pueblo”, criticó Depetri
Siguiente Bogino confía en clasificar a la Copa Argentina