Murió Maite, la nena alcanzada por una bala perdida en Navidad

El miércoles los médicos habían informado que tenía muerte cerebral y su estado era irreversible.

Maite Ailén Almirón, la nena de 5 años que fue alcanzada por una bala perdida mientras celebraba la Navidad con su familia en Merlo, murió este jueves 27 de diciembre. Por el hecho, la Policía detuvo a un sospechoso. La niña, a quien los médicos diagnosticaron con muerte encefálica, falleció a las 3:30 de la madrugada, según consignó la agencia Télam.

Fue herida de un tiro en la cabeza por una bala perdida mientras celebraba la Navidad junto a sus padres, en el patio de su casa ubicada en Larsen al 400 en el barrio El Pericón. Estuvo internada en la Unidad de Terapia Intensiva Pediátrica (UTIP) del Hospital Eva Perón, donde los médicos le diagnosticaron “muerte encefálica”. Su madre expresó el miércoles ante los medios, desde ese centro de salud: “Un mal parido me arruinó la vida”.

En ese marco, contó: “Maite estaba preparando sus cosas para primer grado y hoy no lo va a poder a hacer, todo por un mal parido que nos arruinó la vida. Esa persona que hizo esto que dé la cara, que diga ‘yo fui un inconsciente’, que dé la cara que se ponga una mano en el corazón”. Además, pidió que “la gente cuide a sus hijos porque en un segundo cambia la vida por completo”.

Un hombre de 41 años fue detenido este jueves, acusado de ser el autor del disparo que hirió gravemente a Maite. El sospechoso fue atrapado en su casa de Parque San Martín y se le secuestró una pistola 9mm marca Bersa, con cargador colocado y sin municiones, cinco vainas servidas cal 9 mm; una caja con 35 municiones de ese calibre y una escopeta marca Tactical Technology calibre 12-70 entre otros elementos. Interviene en el caso la UFI 3 del Departamento Judicial de Morón, que dispuso la aprehensión del acusado en la causa caratulada como “homicidio con dolo eventual”.

ANTECEDENTES

El año pasado, una nena de apenas 7 años murió al ser alcanzada por una bala en Villa Tranquila, partido de Avellaneda. Su madre y sus hermanas también resultaron heridas. El ataque había ocurrido en el interior de la vivienda, pero se creía que no fue intencional.

MENOS HERIDOS

En comparación con años anteriores, el número descendió rotundamente. Reportaron que son 24 los heridos en Capital Federal; en la Región, desde hospitales y centros de atención precisaron a Info Región que son “varios” los heridos por armas de fuego y blancas. De todos modos, confirmaron cuatro baleados, dos pacientes por uso de fuegos artificiales, uno por herida de arma blanca y algunos intoxicados por consumo de alcohol.

En Córdoba hubo solamente un lesionado por fuegos artificiales: una adolescente de 14 años a la que le explotó una bomba de estruendo mientras la manipulaba; en Santa Fe, la madrugada de Navidad también fue ‘tranquila‘, de acuerdo con lo que precisaron los doctores del hospital José María Cullen, que recibieron nada más a un hombre de 27 años herido por pirotecnia. Como contrapartida, se registraron al menos nueve siniestros viales y un joven de 20 años fue apuñalado con un arma blanca durante una pelea.

En tanto, en Santiago del Estero hubo al menos 11 lastimados por el mal uso de los fuegos artificiales. De acuerdo con los medios locales, el hospital oftalmológico Enrique Demaría atendió diferentes casos por úlceras y queratitis ocasionadas por cuerpos extraños como cenizas o golpes con corchos. En otros lugares del país no se registraron víctimas por este tipo de accidentes, como es el caso de San Juan.

Previo Absolvieron a Milagro Sala en el juicio por tentativa de homicidio
Siguiente "Si la Policía no puede usar un arma, es el peor de los mundos"