El tarifazo encabezó la lista de reclamos recibidos por la Defensoría

Las quejas por los aumentos y la mala calidad de los servicios públicos encabezaron la lista de reclamos recibidos en 2018 por la Defensoría del Pueblo bonaerense.

El aumento de las tarifas, la calidad de las prestaciones y la falta de obras para mejorar los servicios públicos encabezaron la lista de las principales quejas recibidas por la Defensoría del Pueblo bonaerense durante 2018.

Según un informe difundido los últimos días, un 30 por ciento del total de más de 123 mil reclamos recibidos el año pasado por las diferentes vías que tiene habilitado el organismo estaban relacionadas al malestar de la gente a causa de los servicios públicos.

El dato que arrojó la encuesta es similar a la estimación que había realizado la Asociación de Defensa de los Derechos de los Usuarios y Consumidores (ADDUC), que también advirtió que los servicios públicos, relacionados a la facturación y la mala prestación del servicio de luz, gas y agua, fueron los principales reclamos del 2018.

En diálogo con Info Región, el defensor adjunto, Walter Martello, precisó que el ranking de reclamos es encabezado por la empresa EDESUR, que a su vez, sería “la que brinda menos respuestas a la Defensoría”. “Es la que menos respuestas brinda en cuanto a la calidad del servicio y el problema tarifario, teniendo en cuenta que el incremento les permitió tener una maximización de utilidades por más de 3 mil millones de pesos”, expresó.

“Los números reflejan que este es el tema que afecta principalmente a los vecinos de la Provincia y en especial en el Conurbano, donde trabaja la empresa EDESUR”, indicó Martello.

El listado se completa con quejas referidas al sistema de salud (18 por ciento) y consultas relacionadas al trabajo y la seguridad social. También figuran denuncias sobre asuntos viales con un 9 por ciento, consumidores (5 por ciento), impuestos (5 por ciento), vivienda (4 por ciento) e infraestructura (3 por ciento).

En cuanto a los reclamos por los servicios públicos, el servicio eléctrico fue el que más quejas sumó, con un 59,2 por ciento del total, seguido por el gas (19,6) y el agua (14,5). Más atrás aparecen las denuncias contra el transporte público (1,7).

Ante este panorama, Martello afirmó que desde la Defensoría provincial van a insistir en los reclamos contra los aumentos junto a los intendentes. “Nos parece un reclamo justo contra un incremento que no es acorde con el servicio y con los alicaídos bolsillos de la gente que ya no puede pagar las tarifas”, finalizó.

Previo "El plantel volvió con muchas ganas de trabajar", aseguró Parlatore
Siguiente El calor no cede y la máxima llegará a los 34 grados