Kopriva aseguró que Los Andes “mereció el triunfo”

El entrenador lamentó el empate agónico que logró Tristán Suárez en su encuentro ante el Milrayitas y destacó la “personalidad” del grupo.

Foto: Prensa Los Andes.

Los Andes igualó 1-1 este martes frente a Tristán Suárez como visitante, en un partido programado por la fecha 10 del Apertura de la Primera B. Juan Cruz Huichulef anotó el empate agónico del Lechero, que golpeó a la ilusión del Milrayitas de quedarse con los tres puntos y acercarse a la punta del campeonato.

“Es una lástima porque los chicos realizaron un partido muy bueno. Hicieron las cosas bien y en la última pelota se nos escapa. Esto es el fútbol. Me deja tranquilo que recuperamos la personalidad. Merecimos el triunfo, pero este deporte es así. Jugando de esta manera siempre vamos a estar más cerca de ganar”, comentó Juan Carlos Kopriva, en contacto con Info Región.

Análisis

Los Andes tuvo una oportunidad que no desperdició en el arranque del complemento con el gol de Jeremías Barros. Desde la ventaja el equipo se replegó, ajustó el mediocampo y complicó las llegadas del local que fueron nulas hasta la pelota parada del final.

El cuerpo técnico sabe que el “margen” aún es amplio, aunque lamentan la chance que quedó en el camino en Ezeiza. “Lamentablemente se dio así, estamos todavía a tiempo de pelear porque hay margen”, evaluó Kopriva.

Por otra parte, el entrenador del albirrojo celebró la mejora en el funcionamiento: “Estamos por el camino correcto, hubo puntos muy buenos en una cancha complicada ante un rival que estaba por encima nuestro. Nos vamos con bronca pero tranquilos porque merecimos ganarlo”.

El detalle

En la última acción del partido el arquero del Lechero, Rodrigo Lugo, fue a cabecear al área de Los Andes y, en pos de forzar el empate, saltó a la par de la defensa del Milrayitas y chocó con Daniel Monllor, cuando fue a buscar la pelota en al aire.

El árbitro Eduardo Guttierrez dio como válido el gol para los de Aníbal Biggeri, por lo que los de Lomas de Zamora se quedaron con un sabor agridulce. “Fue una acción en la que pudo haber carga contra el arquero. Asimismo ya pasó y no van a volver atrás. Tenemos que pensar en otra cosa y analizar el juego”, sentenció Kopriva.

Previo Inundaciones: Tener el agua a la cintura y temer que roben lo que queda
Siguiente Temperley sumó otra victoria de visitante