Scioli destacó el acuerdo celebrado con gobierno de Lula en biotecnología agroalimentaria


El embajador Daniel Scioli celebró hoy que “la integración entre Argentina y Brasil ya es una realidad“, luego de mantener un encuentro con una delegación de la Secretaría de Agricultura, Ganadería y Pesca (Sagyp) que se encuentra en Brasilia, en el que se cerró el primer convenio que forma parte del acuerdo recientemente celebrado entre los presidentes Alberto Fernández y Luis Inácio Lula Da Silva.

“El acuerdo profundo en el que venimos trabajando desde septiembre del año pasado con el equipo de la Embajada y la Cancillería está dando sus frutos por el bien de los argentinos y de los brasileños“, destacó Scioli en un comunicado.

El embajador ponderó “la decisión y la gestión” del secretario de Agricultura, Ganadería y Pesca, Juan José Bahillo, “quien rápidamente se puso a trabajar los puntos del Acuerdo e instruyó a su equipo para que avanzaran con sus pares de Brasil“.

Scioli recordó que en el punto 53 de la Declaración firmada la semana pasada durante la visita de Lula al país, ambos presidentes se comprometieron a “avanzar en colaboraciones efectivas para promover la innovación tecnológica aplicada a sectores productivos estratégicos como agroindustria, biotecnología y nanotecnología aplicadas”.

Este punto es el eje del acuerdo celebrado hoy en Brasilia, señalaron en un comunicado desde la Embajada argentina en Brasil.

La delegación argentina que se encuentra en Brasilia está conformada por la directora nacional de Bioeconomía de la Sagyp, Dalia Lewi; la coordinadora de innovación y encargada de la Conabia (Comisión Nacional de Biotecnología), Perla Godoy; el asesor de internacionales de Sagyp, Facundo Simone y el director de Biotecnología de Senasa, Andrés Maggi.

En la reunión bilateral de bioseguridad en biotecnología con la CTNBio (par brasileña de la Sagyp), lo más importante fue que acordaron en un acta reducir los costos y tiempos para que nuestras empresas y las brasileñas puedan obtener la regulación para el ingreso a ambos mercados, un paso trascendente para que ello se lleve cabo.

Los funcionarios argentinos destacaron que este avance “es un ejemplo de cooperación inédito en el mundo, fomentará la incorporación de más productos de la ciencia y la tecnología que serán aprovechados por nuestros pueblos”.

También, puntualizaron que “sincronizará nuestras agencias para acrecentar el comercio entre nuestros países; disminuirá los costos y los tiempos reguladores y beneficiará a los desarrolladores pequeños privados y públicos y al comercio bilateral entre nuestro países”.