¿Cuáles son los síntomas del golpe de calor en los perros?

Se vienen días con elevadas temperaturas. Consejos para ayudar a tu amigo de cuatro patas.

golpe de calor
Foto: El Campito

Se vienen jornadas con elevadas temperaturas, esta semana las marcas térmicas serán superiores a los 30 grados, y el peligro de un golpe de calor está latente. ¿Cuáles son los síntomas del golpe de calor en los animales? Consejos para que las mascotas atraviesen esta época de la mejor manera.

Desde el refugio El Campito, ubicado en Esteban Echeverría, difundieron una serie de consejos para las mascotas pasen los siguientes meses de la mejor manera. Llega el verano y la temperatura sube sensiblemente, por lo que los perros pueden sufrir golpes de calor.

Cuáles son los síntomas del golpe de calor

  • No tiene fuerza, esta decaído
  • Temblores musculares
  • Cianosis: Coloración azulada de piel causada por la deficiente oxigenación de la sangre
  • No quiere moverse
  • Respiración acelerada o dificultad para respirar
  • Tiene el ritmo cardíaco alto
  • Alteración del color de las mucosas: encías, mucosidad nasal
  • Se babea
  • Se tambalea

Consejos

Dentro de las recomendaciones que brinda El Campito se encuentran algunas cuestiones que son sencillas de cumplir. Entre ellas, el refugio recomienda que el animal tenga a mano agua limpia y fresca a su alcance.

Debe estar en un espacio amplio y bien ventilado con una zona de sombra amplia, mientras que la alimentación debe ser durante la noche.

También recomiendan sacar a pasear a los animales en los momentos de menor calor de la jornadas y evitar que hagan mucho ejercicio. Es fundamental hablar con los paseadores.

Qué no se debe hacer

Nunca deben quedarse dentro del auto, tampoco con las ventanillas abiertas o con el aire acondicionado prendido. Tampoco deben acompañar a sus dueños si salen a andar en bicicleta o en rollers.

Qué hacer si tiene síntomas de golpe de calor

  • Llevalo a un sitio fresco y aplicale frío en la cabeza, el cuello, las ingles y las axilas
  • Mojalo con agua fría (No helada y de a poco) y humedecele la boca sin obligarlo a beber (se puede ahogar)
  • No cubrir o envolver al animal con toallas, ya que esto evita que se libere el calor
  • No utilizar agua helada, ya que le podemos dañar el cerebro