A un mes del crimen, no hay detenidos

Alejandro Ramírez, de 14 años, fue asesinado el 7 de agosto. Su familia pide la detención del sospechoso.

El 7 de agosto pasado, Alejandro Ramírez, fue asesinado de dos puñaladas en un intento de robo. Su familia asegura conocer a los agresores y pide que los detengan.

Tenía apenas 14 años. “Alejandro volvía de la escuela, a tres cuadras de mi casa cuando lo atacaron de dos puñaladas en el corazón para robarle”, señaló Verónica Vargas, madre de la víctima.

Según indicaron a Info Región, los agresores serían tres hermanos del barrio, de los cuales dos son menores. “Ellos tenían problemas con uno de mis hijos y por eso pienso que se la agarraron con él pero esta vez se les fue la mano porque mataron a una criatura que no tenía nada que ver”, lamentó.

La causa está en manos de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 4 del Departamento Judicial de Lomas de Zamora. La madre reclaman celeridad en la investigación porque “no hay novedades del asesino”. “Recién caigo en todo lo que está pasado y por eso recién me empiezo a mover”, apuntó.

Previo El dólar cerró la semana en baja
Siguiente Incertidumbre en comerciantes por el impacto del dólar