Usarán pistolas Taser en tomas de rehenes en Provincia

Lo confirmó el ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, quien explicó que se adquirió “una pequeña cantidad” y será de uso exclusivo para el Grupo Halcón.

El gobierno bonaerense encabezado por María Eugenia Vidal, se sumó a los gobiernos nacional y porteño, y compró pistolas Taser para que utilice el Grupo Halcón en tomas de rehenes.

Así lo confirmó el ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, quien aseguró que las armas eléctricas serán utilizadas, “exclusivamente, en situaciones donde hay rehenes para no usar armas que sean letales”.

“El ministerio hizo todos los trámites para que su uso fuera posible, de hecho, fuimos los primeros en comprarlas para el Grupo Halcón”, explicó Ritondo en declaraciones radiales y detalló que se adquirió “una pequeña cantidad”, aunque no especificó el número adquirido.

“Los efectivos del Grupo Halcón ya están capacitándose en el uso para, exclusivamente, los casos de tomas de rehenes”, informó.

Hace dos semanas, la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich anunció la compra de 300 pistolas Taser para usar en trenes y aeropuertos. Días después el Gobierno porteño también se sumó a la iniciativa, y adelantó que comenzará a usarlos en las estaciones de subte.

Bullrich consideró que se trata de “menos que un arma” y ante una consulta precisó que no está pensado para aplicar en “manifestaciones”. Finalmente, explicó que “es un arma que tiene poca capacidad de fuego, cuyo objetivo es poder generar un daño mucho menor que un arma de fuego en lugares con aglomeración de gente. Lo estamos pensando para aeropuertos y trenes, adentro, no en la estación”, precisó.

Cabe aclarar que se indicó que el uso de este tipo de armas podría ampliarse para otro tipo de operaciones, “si esta primera etapa da resultados positivos”.

La titular de la Coordinadora contra la Represión Policíal e Institucional (Correpi), María del Carmén Verdú, había criticado al gobierno nacional por la decisión de que las fuerzas de seguridad utilicen las pistolas taser en aeropuertos y estaciones de trenes ya que consideró que “es inaceptable” en un país como Argentina. “Estamos absolutamente en contra porque es un instrumento de tortura, es una picana a distancia portátil y pensar su uso por parte de las fuerzas de seguridad en nuestro país, y con nuestra historia, es totalmente inaceptable”, remarcó en diálogo con Info Región.

Previo “El brote en Epuyén se encamina a su contención”, sostuvo Rubinstein
Siguiente “Vamos por todo esta temporada”, aseguró Thorp