Cruces en el Concejo por la renovación del convenio por el SAE

El expediente fue convalidado en la sesión extraordinaria que se realizó este viernes.

El Concejo Deliberante de Lanús tuvo este viernes una sesión extraordinaria en la que se aprobó el acuerdo para la continuidad del Servicio Alimentario Escolar (SAE) entre el Ministerio de Desarrollo Social de la provincia de Buenos Aires y el Municipio.

No obstante, la propuesta fue rechazada por la oposición desde donde argumentaron que el gobierno de María Eugenia Vidal se “quita responsabilidades”. Así lo sostuvo la presidenta del bloque Unidad Ciudadana-FpV, Natalia Gradaschi, quien además consideró “se está convalidando un sistema en el que el Municipio se ofreció como laboratorio para hacer la prueba piloto”.

“Todos sabemos de los incumplimientos de las prestadoras de este servicio y la irresponsabilidad del gobierno de María Eugenia Vidal en los derechos que tiene que garantizar constitucionalmente”, manifestó la edil.

Añadió que el expediente debió discutirse “en un ámbito arbitrario o en el Frente de Unidad Docente con los gremios que representan a los trabajadores que todos los días se encargan de la alimentación de los chicos”.

Desde el oficialismo, la concejal Laura Lavandeira salió al cruce. “La Gobernadora no se quitó responsabilidades de nada porque en el acuerdo se habla de un seguimiento del servicio. Además, rendimos mensualmente cómo funciona el SAE”, subrayó.

Recalcó, además, que “en diciembre de 2015 se daba de comer a los chicos con seis pesos” y que “el incremento fue mayor al 250 por ciento” en este servicio.

Financiamiento

Asimismo, fueron aprobados cuatro expedientes relativos al financiamiento de los proyectos “Reconstrucción de Pavimentos de Hormigón Grupo D”, “Adquisición de Tecnología de Video Analítico para el Monitoreo Urbano”, “Apertura y puesta en valor de pasos a nivel calles Molinedo, M. Avellaneda y Manuel Castro” y “Adquisición de Rodados y Equipamiento” destinados a seguridad ciudadana.

Desde la oposición también se manifestaron en contra. “Esto no es otra cosa que empréstitos con distintas instituciones con el fin de hacer obras que los vecinos van a tener que pagar más allá de las elevadas tasas con las que contamos”, sostuvo el titular del bloque Unidad Ciudadana-PJ, Héctor Montero, para quien “esto está relacionado con el tremendo ajuste que trae el Gobierno nacional y su correlato con Provincia”.

“Como van a dejar de entregar obras a Lanús ahora los vecinos van a tener que ponerse a pagar estos préstamos”, completó.

OTROS PROYECTOS

Asimismo, el oficialismo logró obtener el aval en torno a un convenio con el Banco Santander Río por el cual se alquila a dicha institución un predio en Villa Jardín. El jefe de concejales del bloque Unidad Ciudadana, Gustavo Magnaghi, pidió que la iniciativa sea girada a comisión ya que “vulnera una sentencia que está en la causa Mendoza – Acumar”.

“Tenemos tierras destinadas a viviendas y basándonos en la Ley de Hábitat no podemos acompañar esto”, sostuvo el edil kirchnerista. No obstante, con los 12 votos de Cambiemos se logró la aprobación.

Se sancionó, además, la adhesión a la resolución que establece el aumento de las tarifas en los servicios de transporte comunal. “Con esto Cambiemos demuestra a quienes representan. Vuelven a castigar a los vecinos”, criticó el concejal de UC-FpV Edgardo Depetri.

Cambiemos logró aprobar también una preparatoria para la modificación de la Ordenanza Impositiva que establecería la suba de tasas a supermercados y autoservicios del distrito. Asimismo, se aprobaron cambios en el organigrama municipal y fue avalado de manera unánime un acuerdo con la Fundación “PUPI” para construcción de un centro recreativo y deportivo en el Parque Municipal Juan Piñeiro.

Previo Talleres cayó en su visita a Estudiantes
Siguiente Lanús y un triunfo en casa que ilusiona