Macri admitió “fallas” en la organización de partidos

El Presidente apuntó contra la dirigencia y llamó a “rechazar a las mafias que muchas veces están detrás de este tipo de violencias”.

El presidente Mauricio Macri apuntó contra la dirigencia del fútbol que “apaña” conductas violentas y llamó a “rechazar las mafias”. La final de la Copa Libertadores que debía jugarse el sábado fue suspendidas hasta nuevo aviso.

El presidente llamó hoy a “persistir y rechazar a los violentos, rechazar a las mafias que muchas veces están detrás de este tipo de violencias” y calificó de “bochorno” lo ocurrido el fin de semana con la agresión al micro de Boca en las inmediaciones del estadio de River.

“Tenemos fallas en el sistema” de organización de partidos de fútbol y apuntó hacia “parte de la dirigencia que apaña este tipo de cosas, que apaña como una conducta razonable tiras piedras, agredir, violentar, y claramente esto no es aceptable”, al hablar con la prensa en la Casa Rosada.

La responsabilidad es de la Ciudad

En declaraciones formuladas en la Casa Rosada, Macri señaló que “el jefe de Gobierno, como responsable, está estudiando y viendo cómo perfeccionar” el operativo “para el día que se organice el partido”.

“Más allá de los operativos policiales yo no puedo resignarme como presidente representante a la inmensa mayoría de argentinos que somos pacíficos, que para organizar un espectáculo deportivo hay que militarizar toda la zona, toda la ciudad, no es lo razonable”, señaló el jefe de Estado.

El partido

La revancha de la final de la Copa Libertadores entre River y Boca que debía disputarse el sábado y luego se pasó para el domingo fue postergada por decisión de la Conmebol.

La entidad convocó a los presidentes de ambas instituciones, Rodolfo D’Onofrio y Daniel Angelici, a una reunión en las oficinas de la Conmebol en Asunción para definir la fecha del partido. El anuncio se produjo luego de que Boca elevara un pedido para la suspensión de la final, además de solicitar la aplicación de sanciones al club local por el ataque al micro de los jugadores “xeneizes”.

El vicejefe de gobierno de la Ciudad de Buenos Aires,  Diego Santilli, reclamó buscar a los responsables de los incidentes. “Estos incidentes son intolerables. Esto es vergonzoso. Hay que ver imágenes y buscar responsables”, afirmó Santilli en declaraciones a la prensa. “Este tipo de incidentes no son tolerables. Perjudican al fútbol y a la sociedad”, planteó el funcionario, quien se acercó el sábado a la cancha como hincha de River.

Previo La canasta navideña aumentó un 30%
Siguiente “Buscan demonizar a los trabajadores”, advierten desde UPSA