El Gobierno recibe a la misión del FMI

El ministro Martín Guzmán presentará los lineamiento del análisis de sostenibilidad de la deuda.

El Gobierno recibe hoy a la misión del Fondo Monetario Internacional (FMI) en la ciudad de Buenos Aires como parte del esquema diseñado para renegociar la deuda de US$ 44.000 millones que el país mantiene con ese organismo.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, presentará los lineamientos del Análisis de Sostenibilidad de la deuda pública en el Congreso entre el 12 y 17 de febrero. Además, se reunirá con la Directora Gerente del FMI, Kristalina Georgieva, en la ciudad de Roma.

Sindicatos y organizaciones sociales realizarán marchas y protestas contra la visita del FMI, en tanto que la Unión de Trabajadores de la Economía Popular (UTEP) se movilizará para “acompañar” la posición del gobierno en cuanto a que “el pago de la deuda es insostenible”.

Gremios y organizaciones sociales concentrarán desde las 16 en la intersección de las avenidas Independencia y 9 de Julio y marcharán hacia el Congreso de la Nación, donde junto con los movimientos sociales difundirán un mensaje conjunto, informaron los sindicatos. Más temprano, organizaciones de izquierda realizarán allí ollas populares bajo la consigna, “Fuera el FMI, la deuda es con el pueblo!”.

El Ministerio de Economía anunció ayer que reestructurará el bono AF20 que vence este jueves, y que pagará solamente los intereses del bonos, al tiempo que precisó que el pago capital será “postergado” y estará atado a la reestructuración de la deuda externa.

“Se pagarán los intereses al vencimiento, mientras que la amortización será postergada, en esta instancia hasta el 30 de septiembre del corriente año, de modo de poder contar con más tiempo para poder reestructurar este bono de una forma consistente con el resto de la reestructuración de la deuda externa”, se indicó en un comunicado de la cartera que dirige Martín Guzmán.

Previo ¿Cuánto reciben los municipios de la Región por la coparticipación de Provincia?
Siguiente Solá busca recomponer el diálogo con Brasil