“Esta noche lanzarán un asalto, el enemigo utilizará todo su poder”, anunció el presidente de Ucrania


Con las tropas rusas en las puertas de la capital de Ucrania, las escenas de destrucción y desolación retrotraen a los peores momentos de la Europa del siglo pasado. Rusia instaló su ofensiva en Kiev luego de ataques aéreos sobre ciudades y bases militares, y de ingreso de tropas desde el norte, el sur y el oeste.

El propio presidente de la nación invadida, Volodymyr Zelenskiy, admitió en las últimas horas, en una conversación con Joe Biden, que Kiev podría caer esta misma noche bajo las garras del invasor.

Curiosamente, en paralelo, tanto desde Moscú como a través del vocero del gobierno ucraniano, crecen las versiones acerca de la posibilidad de que se inicie en las próximas horas una instancia de diálogo entre ambas administraciones. Sin embargo, los fusiles no se silencian.

Rusia ataca ucrania

“Esta noche lanzarán un asalto. El enemigo utilizará todo su poder en todos los frentes para romper nuestra defensa. Esta noche tenemos que mantenernos firmes, el destino de Ucrania está decidiéndose ahora. Esta noche será difícil, pero llegaremos a la mañana”, afirmó esta noche el presidente Zenensky a través de Telegram.

Las declaraciones dan cuenta del clima de tensión que vive la capital ucraniana y la sensación de que un desenlace es inminente.

Paralelamente, trascendió que Ucrania y Rusia discutieron hora y lugar para iniciar un proceso de diálogo.

 “Estamos listos para dialogar sobre un alto el fuego y la paz”, dijo esta noche el vocero de Zelenskiy en las redes sociales.

“Esta es nuestra posición constante. Estuvimos de acuerdo con una propuesta del presidente de la Federación Rusa. En estos momentos se están realizando consultas entre las partes sobre el lugar y hora del proceso de negociación”, indicó.

Sostuvo que, “cuanto antes comiencen las negociaciones, más posibilidades hay de volver a la normalidad”.