La familia de Zamira pide que la madre siga detenida

La tía de la nena asesinada en Echeverría se reunirá en las próximas horas con la fiscal del caso. “Venía molida a golpes”, recordó.

Zamira tenía 5 años y era hipocaúsica. Fue asesinada a golpes y detuvieron a su madre y la pareja de ella. La tía de la pequeña, quien tiene a su cuidado a la hermanita gemela de Zamira, reclama que la detención de la madre quede firme, al igual que la de su pareja. Se reunirá con la fiscal que investiga el caso.

“No queremos que el juez le otorgue la libertad hasta el día del juicio, ahora está donde tiene que estar y esperamos que ahí siga”, expresó Adriana Libonatto, aludiendo a Brenda Fernandéz, quien fue detenida el pasado 8 de abril. “La dejó morir y por eso tuvo participación en el asesinato de Zami”, relató angustiada en diálogo con Info Región.

Según comentó la mujer, ambas nenas sufrían violencia por parte de su padrastro, Brandon González, quien se encuentra detenido desde octubre del 2018.

La tía de las nenas aseguró que la madre de Zamira era “abandónica” y que ella ya había realizado reiteradas denuncias en Minoridad y Familia en donde exponía la situación que estaban sufriendo las hermanas. “Las nenas tenían miedo, aparecían golpeadas, Zamira venía molida a golpes, mordida en todo el cuerpo y H. contaba que el padrastro la golpeaba”, narró la mujer.

Fuentes judicales informaron a Info Región que la madre de Zamira aún no ha prestado declaración ante la fiscal Verónica Pérez, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 3 descentralizada del Polo Judicial de Esteban Echeverría. El hecho es investigado también por el Juzgado de Garantías N° 2 del Departamento Judicial Lomas de Zamora.

EL CASO

El 1 de octubre, se hizo pública la detención de Brandon González, acusado de asesinar a golpes a Zamira, una nena de apenas 5 años y sordomuda, en Esteban Echeverría. El día anterior, la madre la llevó al hospital Santamarina de Monte Grande, pero ingresó sin vida. Los médicos alertaron a la Policía porque el cuerpito presentaba numerosos golpes.

La autopsia que le practicaron al cuerpo de la nena determinó que la causa de la muerte fueron los golpes. “La autopsia indicó que la nena presentaba infiltraciones hemorrágicas en ambos riñones e hígado de carácter traumático”, detallaron desde los Tribunales de Lomas de Zamora. Y aclararon que no había indicios de abuso sexual, una de las hipótesis que se manejaron en un principio.

Previo "Más que nunca hay que estar en las calles", subrayó Cabrera
Siguiente Sigue el desplome en la venta de autos 0KM