Apuñalaron a un chofer de la línea 188 en Villa Fiorito

Las líneas 188, 20 y 421 están de paro. Reclaman seguridad. El conductor fue operado y está grave.

Un colectivero de la línea 188 fue apuñalado esta madrugada en el rostro y un pasajero resultó herido de un corte en el cuello por un delincuente que, junto a una cómplice, abordó el transporte con fines de robo, en Villa Fiorito.

El chofer, identificado como Diego Quintana (31), debió ser operado, ya que el agresor le dejó clavado un cuchillo entre las nariz y un ojo y esta mañana permanecía internado en la Clínica Fitz Roy, en el barrio porteño de Villa Crespo.

El hecho ocurrió esta madrugada cuando el chofer de la línea 188, perteneciente a la empresa Larrazabal, se trasladaba con un pasajero por la zona de Villa Fiorito. En esas circunstancias, una pareja subió al transporte y, acto seguido, asaltó al pasajero, a quien le efectuó un corte en el cuello.

Al advertir lo que sucedía, el colectivero frenó y también fue atacado por el hombre de la pareja, quien se aproximó y le clavó un cuchillo en el rostro, entre la nariz y uno de los ojos, explicaron los voceros.

Quintana llegó a conducir unas cuadras y fue asistido por un grupo de policías que lo llevó hasta un centro de salud de Villa Fiorito. Luego, fue trasladado a la Clínica Fitz Roy de Villa Crespo.

El pasajero herido, en tanto, fue trasladado al hospital Gandulfo, donde también recibió asistencia.

El padre del chofer, Fernando Quintana, relató a Télam que su hijo fue atacado cuando regresaba a la cabecera de la empresa de colectivos tras cubrir el trayecto desde el barrio porteño de Palermo.

“Él salio de Palermo a Puente La Noria. Ellos (los choferes) a la noche levantan gente en Pompeya y desde Pompeya para acá no levantan nada porque pasan por siete villas. Supuestamente (los delincuentes) subieron ahí y en el colectivo había otro pasajero que es chef”, relato el padre de Quintana, que también es colectivero. “Mi hijo ve por el (espejo) retrovisor que lo estaban robando al pasajero y le cortan el cuello por un celular. Él lo único que atina es a pisar el freno y así, sin discutir ni nada, viene el delincuente y le clava el cuchillo. Yo tengo 29 años de chofer y es la primera vez que veo algo tan brutal”, agregó el hombre.

Las fuentes informaron que la pareja de asaltantes fue detenida cuando escapaba y quedó a disposición judicial.

Paro

Debido al hecho, los choferes de las líneas 188, 20 y 421, pertenecientes al grupo DOTA, iniciaron un paro de actividades en reclamo de seguridad.

El delegado Diego Chazarreta consideró “muy grave” el ataque cometido contra su compañero y reclamó mayores medidas de seguridad. En enero, los trabajadores habían realizado otro paro por el mismo motivo.