Cuánto nos cuesta refinanciar el saldo de las tarjetas de crédito


Tras la decisión por parte del Banco Central de la República Argentina de (BCRA) subir las tasas de interés de los plazos fijos, a partir de septiembre también se encarecerá financiar el saldo de la tarjeta de crédito, lo que impactará sobre aquellos argentinos que paguen en cuotas o no logren cancelar el resumen completo y abonan el mínimo del plástico para quienes, por primera vez en los últimos años, ese costo supera el 100% anual.

En promedio, a partir de hoy el costo financiero total (CFT), un invento de estas comarcas, para refinanciar el saldo de las tarjetas de crédito rondará el 105% anual, es decir casi veinte puntos más que hace apenas un mes cuando se encontraba en el 86,8% anual promedio en los bancos líderes.

Este incremento se debe a las sucesivas alzas de las tasas aplicadas por el Central en las últimas dos semanas que saltó del 57% anual de principios de julio al 71,5% nominal anual para aquellos gastos de hasta $200.000 o US$200. Antes, se encontraba en un 62%, por lo que se trató de un salto de 9,5 puntos.

En los últimos meses se registró una caída de las compras con tarjeta. Sin embargo, los bancos vienen recortando los límites de las tarjetas, con lo cual a muchos clientes no les queda otra alternativa que recurrir a un crédito personal para patear su deuda hacia adelante.