Cada 29 horas es asesinada una mujer en Argentina

Así lo confirmó el Observatorio de las Violencias de Género “Ahora Que Sí Nos Ven”. Hubo 223 femicidios en los primeros nueve meses del año.

El Observatorio de las Violencias de Género “Ahora Que Sí Nos Ven” advirtió que en los primeros nueve meses del año se registraron 223 femicidios en Argentina, lo que deja en evidencia que una mujer muere cada 29 horas en el país por violencia machista.

En lo que va del aislamiento social preventivo y obligatorio por la pandemia de coronavirus, se registraron 142 asesinatos por violencia machista contra mujeres en el país.

Del total de los crímenes, que tuvieron lugar entre el 1 de enero y el 30 de septiembre de este año, 207 fueron femicidios íntimos de mujeres, ocho fueron vinculados de mujeres y niñas, y otros ocho fueron vinculados de hombres y niños.

Según precisa el informe, en el 46 por ciento de los femicidios el vínculo de la víctima con el agresor era de pareja; el 19, ex pareja, 11, familiar; 6, conocidos; 3, desconocidos; y hay un 15 por ciento sin datos.

En cuanto a los lugares físicos donde fueron cometidos los crímenes, el 64 por ciento ocurrió en la casa de la víctima, el 23 en la vía pública, el 5 en la vivienda del agresor y el resto se encuentra sin datos.

Enero y abril fueron los meses con más femicidios en lo que va del año, con 34 y 30, respectivamente. Además, 39 de las víctimas habían hecho una denuncia previa, y 13 ya tenían medidas judiciales. “Es un dato crítico y preocupante saber que 1 de cada 5 mujeres asesinadas había hecho la denuncia por violencia de género contra su agresor, o ya contaba con medidas judiciales de protección que no fueron suficientes para salvar su vida”, señala el observatorio.

Finalmente, casi todas las provincias presentan casos de femicidios, pero “en algunas de ellas la situación es más compleja y sus casos van en aumento: Buenos Aires (86), Santa Fe (29), Tucumán (13), Jujuy (12), Córdoba (12) y Misiones (12)”.

“Consideramos que es fundamental que estas provincias diseñen y apliquen sus protocolos de acción contra las violencias de género, y que implementen de manera urgente la Ley Micaela para que se tomen medidas de protección adecuadas con celeridad y la escucha de las víctimas”, advierte el observatorio.