Prorrogan la prohibición de exportar carne vacuna

La Mesa de Enlace planea el cese de comercialización para rechazar prórroga del cepo a exportaciones de carne.

El Ejecutivo Nacional prorrogó hoy las restricciones a las exportaciones de carne hasta el 31 de octubre tras publicar la medida en el Boletín Oficial, en el mismo momento en que la dirigencia agropecuaria nucleada en torno a la Mesa de Enlace tiene previsto reunirse en Santa Fe para analizar el escenario y definir las medidas a tomar.

Firmada por los ministros de Agricultura, Luis Basterra, y de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, la resolución conjunta 7/21, dispone la extensión hasta el 31 de octubre, con lo que prorrogaron por dos meses las restricciones a las exportaciones de carne establecidas en el decreto 408/21, precisamente en el día de su vencimiento.

Aunque no fua anunciada, la medida era esperada por la dirigencia del sector, que ya había decidido el encuentro en Santa Fe a la espera de la decisión oficial que fija un cupo de exportaciones que no podrá superar el 50 por ciento de los vendido al exterior en el segundo semestre de 2020.

La prórroga indica que “en materia de precios, el impacto de las medidas que limitaron la venta al exterior de manera temporal ha comenzado a mostrar resultados positivos”, ya que “tras dos meses de vigencia, los precios se estabilizaron e incluso mostraron cierta retracción en distintos eslabones de la cadena”.

“En consecuencia puede observarse que las medidas tomadas han cumplido el objetivo de reducir la dinámica de precios”, señalaron Basterra y Kulfas en los considerandos de la resolución conjunta. No obstante, los ministros admitieron que “la solución estructural a la tensión entre mercado externo y mercado interno se vincula con medidas que permitan aumentar la producción”.

Desde el Gobierno señalaron que “en el corto plazo la herramienta de limitar las ventas al exterior es indispensable para garantizar el acceso de las y los argentinos a la carne vacuna frente al fuerte aumento de los precios a las y los consumidores”.

Por su parte, los representantes de las principales entidades del campo se reunieron en el marco del encuentro de la Sociedad Rural Argentina con la certeza de la decisión oficial de prorrogar las restricciones a las exportaciones.

El Gobierno pensó flexibilizar la venta al exterior de la “vaca conserva o descarte” una medida que fue descartada por la ineficacia en los controles de las exportaciones que no permite diferenciar si se trata de la vaca vieja, que carece de mercado interno y que encontró en China un buen destino o de ganado que llega a mostradores y góndolas.

Para el productor, este impedimento implica pérdidas injustificables. La vaca conserva no se consume en el mercado local, no impacta en la formación de precios -el punto que tanto desvela al Gobierno que intenta bajar a como de lugar la inflación y en el que solo logra una moderada caída con la sensación de que para fin de año o comienzo del próximo se producirá un fuerte ajuste de precios producto de una devaluación- y sólo genera una pérdida de mercado externo que llevará tiempo recuperar.

La Mesa de Enlace planea el cese de comercialización

La Mesa de Enlace de entidades agropecuarias rechazó hoy la decisión de prorrogar el cepo a las exportaciones de carne vacuna y decidió consultar a las bases para lanzar una medida de fuerza que incluiría un cese de comercialización según informaron sus dirigentes en una conferencia de prensa realizada en la Sociedad Rural de Santa Fe.

La suspensión parcial de las exportaciones bovinas hasta el 31 de octubre, causó un profundo malestar en la dirigencia ruralista, generado porque, según sostienen, el presidente Alberto Fernández “incumplió con su palabra, porque había prometido que si se estabilizaba el precio de la carne levantarían las restricciones, lo cual no ocurrió.

“Quieren tapar el sol con las manos y eso es imposible. Uno va al supermercado y ve que la carne tuvo subas y luego tendió a estabilizarse”, dijo Nicolás Pino, presidente de la Sociedad Rural Argentina.