Ola de calor: Máximas históricas en la Provincia

Punta Indio, Pilar, 9 de Julio, Las Flores, El Palomar, San Fernando y La Plata rompieron marcas térmicas ayer.

Siete ciudades bonaerenses rompieron ayer las marcas térmicas históricas para sus distritos en el marco de una ola de calor que tiene a gran parte del territorio argentino bajo alertas por temperaturas extremas y que, tras el leve descenso térmico que se registra hoy, está previsto que se acentúe desde mañana con jornadas que superarán los 40 grados, precisó el Servicio Meteorológico Nacional (SMN).

El organismo informó a través de sus redes que la ciudad de Punta Indio alcanzó los 41,2 grados y se ubicó con la temperatura más alta desde 1906, año en el que comenzaron estos registros meteorológicos. Lo mismo ocurrió en Pilar (41); 9 de Julio (40,8); Las Flores (40,5); El Palomar (40,5); San Fernando (40,2) y La Plata (38,6), todas en territorio bonaerense.

En tanto, en la ciudad de Buenos Aires la temperatura alcanzó los 41,1 grados, marca que se ubicó en segundo lugar, tras los 43 grados que se registraron en 1957.

Estas marcas térmicas elevadas se dan en el marco de una ola de calor que fue catalogada como un evento extraordinario por el SMN y que registra temperaturas promedio de entre 35 y 40 grados para el norte patagónico y la región central del país.

El fenómeno climático provocó la emisión de alertas de distintos niveles para gran parte del territorio: las provincias de Catamarca, La Rioja, San Juan, Mendoza, La Pampa, este de Neuquén, noroeste de Río Negro y oeste de San Luis y Córdoba se encuentran bajo advertencia de nivel rojo. Esta categoría afirma que las marcas térmicas son consideradas “muy peligrosas” ya que pueden tener un “efecto alto a extremo en la salud” de “todas las personas, incluso a las saludables”.

Tucumán y varias ciudades de Entre Ríos, Córdoba, San Luis, La Rioja, Buenos Aires, Mendoza y Neuquén se encuentran bajo alerta naranja por las altas temperaturas, lo que significa que “pueden ser muy peligrosas, especialmente para los grupos de riesgo” y tener un “efecto moderado a alto en la salud”.

Asimismo, decenas de localidades de las provincias de Salta, Jujuy, Santiago del Estero, Santa Fe, Córdoba, Entre Ríos, Buenos Aires y San Luis mantienen un alerta de nivel amarillo, lo que establece que las marcas térmicas “pueden ser peligrosas, sobre todo para los grupos de riesgo, como bebés y niños pequeños, mayores de 65 años y personas con enfermedades crónicas”.