“Necesitamos que se fortalezca el salario”, advierten desde Suteba

Desde el gremio remarcaron que el adelantamiento del pago de la cláusula gatillo a octubre fue logro de la lucha.

La secretaria general adjunta del Sindicato Unificado de Trabajadores de la Educación de Buenos Aires (Suteba), Silvia Almazán, se refirió al anuncio de la gobernadora María Eugenia Vidal, sobre el adelantamiento del pago de la cláusula gatillo para octubre y aunque celebró el comunicado subrayó que se otorgó “gracias a la lucha de todos los docentes”. 

“Esto es producto de nuestra lucha”, sentenció Almazán sobre el anticipo para octubre del cobro del ajuste por inflación correspondiente a los meses de julio y agosto para los 300 mil docentes de la provincia de Buenos Aires.

En diálogo con Info Región, señaló que desde el FUDB esperan que el Gobierno Nacional “controle las variables económicas que deterioran el salario” y agregó: “Para salir de este círculo vicioso en el que estamos necesitamos que se fortalezca el salario porque la inflación va fagocitándose el poder adquisitivo”.

En la última paritaria provincial docente se acordó pagar la inflación acumulada al último mes de cada trimestre: marzo (con el sueldo de abril, pagado en mayo), junio (con el sueldo de julio, pagado en agosto), septiembre (con el sueldo de octubre, pagado en noviembre) y diciembre (con el sueldo de enero, pagado en febrero).

Sin embargo, a partir del impacto de la política económica que, de acuerdo con Almazán, “deterioró el poder adquisitivo del salario, con el punto de inflexión en la semana del 12 de agosto“, el Frente de Unidad Docente Bonaerense (FUDB) solicitó la apertura de una  Mesa de Comisión Técnica Salarial para retomar la discusión sobre la cláusula gatillo pero hasta el momento no habían obtenido respuesta.

Otros reclamos

Desde Suteba reiteraron los reclamos que aún no obtuvieron respuesta por parte del gobierno provincial y aseguraron que deben ser atendidos “urgentemente”. Entre ellos se encuentran la necesidad del aumento del monto que se destina a comedores escolares y en consonancia el aumento de los cupos ya que “día tras día hay más demandas de las familias para integrar a sus hijos en los servicios alimentarios de la escuela”, indicó Almazán.

Previo Amplían a otras zonas la vacuna anticipada contra el sarampión
Siguiente En la Provincia, la compraventa de inmuebles cayó un 22,9% en agosto