El Índice de Precios Mayoristas cayó 1,3% en abril

Lo anunció el INDEC. En tanto, el Costo de la Construcción aumento 0,8%.

El Índice de Precios Mayoristas cerró abril con un retroceso del 1,3 por ciento producto de una caída del 27,8 por ciento en el valor del Petróleo Crudo, y del 3,2 por ciento en sus refinados, informó este jueves el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC).

El organismo informó además que el Costo de la Construcción, actividad que estuvo paralizada por las medidas de aislamiento para combatir el coronavirus, aumentó 0,8 por ciento durante abril.

Con esta baja, los precios mayoristas acumularon una suba de 2,3 por ciento en el primer cuatrimestre y del 43,2 por ciento en los últimos doce meses, mientras que el Costo de la Construcción avanzó 11,4 y 48,4 por ciento, respectivamente.

De esta manera, el organismo oficial completó la difusión de los registros vinculados a la variación de precios que comenzó la semana pasada con el anuncio del aumento del 1,5 por ciento en los minoristas, lo cual resultó el menor incremento desde noviembre del 2017.

Con esta suba, la inflación minorista acumuló un alza del 9,4 por ciento en el primer cuatrimestre del año, y del 45,6 por ciento en los últimos 12 meses, dio cuenta el INDEC.

La “deflación” del 1,3 por ciento de los precios mayoristas obedeció al “peso estadístico” que tuvo la abrupta caída del valor el petróleo y sus derivados, acompañados por una baja del 0,3 por ciento de la energía, porque el resto de los rubros cerraron con alzas.

En efecto, los productos agropecuarios aumentaron 5,4 por ciento, los pesqueros 6,2 por ciento y los minerales no metalíferos, vinculados a la construcción, 2,2 por ciento.

Entre los productos manufacturados, el rubro alimentos y bebidas aumentó 0,5 por ciento; tabaco 4,4; textiles 0,8; caucho y plástico 1,1; metálicos básicos 3,8; máquinas y equipos 1,5; y vehículos automotores 2 por ciento.

También aumentaron un 3 por ciento los productos importados, a pesar de la caída de las compras al exterior.

En cuanto a la suba del 0,8 por ciento en el Costo de la Construcción estuvo impulsada por un alza del 2,2 por ciento en los materiales y del 0,5 por ciento en gastos generales, aunque el valor de la mano de obra retrocedió 0,1 por ciento en el marco de la paralización de las actividades.