Dictaron la prisión preventiva para los ocho rugbiers

La acusación es de homicidio agravado por premeditación y alevosía.

El juez de Villa Gesell David Mancinelli dictó la prisión preventiva de los ocho acusados de matar a Fernando Báez Sosa, en la puerta del boliche Le Brique en Villa Gesell.

De esa manera, Máximo Thomsen (20), los hermanos Ciro (19) y Luciano (18) Pertossi, su primo Lucas Pertossi (20), Blas Cinalli (18), Enzo Comelli (19), Matías Benicelli (20) y Ayrton Viollaz (20), permanecerán detenidos en una unidad carcelaria mientras continúa el proceso.

El magistrado considera que el crimen fue cometido con “premeditación y alevosía” aunque “no pudo probarse el placer”.

El defensor de los ocho rugbiers, Hugo Tomei, denunció por privación ilegítima de la libertad, falsedad de instrumento público e incumplimiento de los deberes de funcionario público a la fiscal de la causa, Verónica Zamboni, y pidió la nulidad de una testimonial, de una rueda de reconocimiento y de las indagatorias.

Según los voceros, el defensor planteó que al momento de las indagatorias de los rugbiers el día posterior al crimen de Fernando hubo irregularidades “por falta de comunicación a los imputados” de los hechos por los que eran acusados, y las actas, incorporadas en el segundo cuerpo del expediente, “no reflejaron la realidad” de lo ocurrido.

Previo Daer pide “readecuaciones” de salarios a partir de “revisiones”
Siguiente El parte médico de Joaquín Sabina