Cristina apuntó contra la Justicia en Comodoro Py: “Este juicio forma parte del lawfare”

La vicepresidenta electa declaró el Tribunal Oral Federal 2 en un juicio por presunto direccionamiento de la obra pública. "Este es un antecedente peligroso para la seguridad jurídica del Estado", consideró.

La vicepresidenta electa Cristina Fernández de Kirchner declaró este lunes ante el Tribunal Oral Federal 2 de Comodoro Py, en el marco del juicio por presunto direccionamiento de la obra pública en Santa Cruz. “Seguramente la condena está escrita, pero a mí me absolvió la historia y me va a absolver la historia“, consideró.

A su vez, la ex presidenta apuntó contra los integrantes de la Justicia por la publicación de conversaciones privadas “cual circo”. También, insistió con el “lawfare” y precisó que esto es un “antecedente peligroso para la seguridad jurídica del Estado”.

“Soy jefa de cuatro asociaciones ilícitas, no sé. ¿Cómo tuve tiempo para gobernar? Porque me la pasaba armando asociaciones ilícitas. En la última asociación ilícita ya no soy jefa de  la banda de un empresario de la construcción, ahora soy jefa de la banda de todos los empresarios de construcción de la República Argentina en lo que se conoció como la causa de los cuadernos”, cuestionó. “Este juicio está montado sobre la hipótesis de que Néstor Kirchner fue presidente para armar una asociación ilícita con su amigo de Río Gallegos para venir a saquear las arcas del Estado. Esta causa no tiene sustento”, agregó.

Cuestionó, asimismo, que “intervinieron la sucesión de Néstor Kirchner”. “Intervinieron ese condominio y nos desapoderaron de todo. No percibimos absolutamente nada. Inédito”, planteó la ex presidenta.

El doctor (Claudio) Bonadío impidió que ninguno de mis hijos ni yo podamos tener una tarjeta de crédito, sólo podemos tener una de débito. Esto sucede en la República Argentina. Hay inmuebles deteriorados, abandonados. Es un antecedente peligroso para la seguridad jurídica del Estado”, analizó.

También habló sobre las escuchas ilegales. Recordó que con la Ley de  la AFI, las escuchas fueron transferidas “a los fiscales, a los que manejan la acusación y deben dirigir la investigación”, que es “garantía de los ciudadanos que solamente van a ser escuchados por el juez competente, no por el presidente”. “Hay programas de televisión que anuncian, cual circo, las conversaciones de Cristina y Oscar Parrilli sin que ninguno de esta casa, responsables de la garantía de los derechos de los ciudadanos, se les mueva un pelo; sobre todo, entendiendo que las conversaciones dependen de ustedes, los jueces de Comodoro Py. A este grado de anemia institucional hemos llegado”, sentenció.

Advirtió que “los jueces son responsables de las escuchas ilegales” que “se difunden mediáticamente” y toman artículos de los mismos medios para “fundamentar” las causas. “Esto no es  persecución a alguien por haber sido presidenta de la República Argentina”, se preguntó Cristina.

Cristina declaró en el Tribunal Oral Federal (TOF) 2, presidido por los jueces Jorge Gorini, Andrés Basso y Rodrigo Giménez Uriburu, en los tribunales de Comodoro Py. Con la indagatoria de la ex presidenta se cerrará la ronda de declaraciones de los 13 procesados y comenzará la etapa de declaraciones de testigos, que se extenderá hasta mediados del 2020.

En el juicio se debaten supuestos delitos en la adjudicación de obra pública vial en Santa Cruz a la empresa Austral Construcciones, de Lázaro Báez, y el presunto pago de sobreprecios e incumplimientos en la construcción. Además de la ex presidenta y el empresario, también son juzgados los detenidos ex ministro de Planificación Julio De Vido y el ex secretario de Obras Públicas José López, entre otros ex funcionarios.

Previo Lanús rescató un punto en Sarandí y se mantiene en la pelea
Siguiente Para Garibaldi, “Otero tiene un desconocimiento total de Avellaneda”