“Este tipo de derrotas afectan”, sostuvo Perazzo

El entrenador del Gasolero analizó la caída del Gasolero ante Brown de Madryn por 3-1. “Todo lo que planeamos duró cuatro minutos. Tuvimos el error de facilitarles el camino a ellos”, apuntó.

El entrenador del Temperley, Walter Perazzo, analizó en conferencia de prensa la derrota 3 a 1 frente a Guillermo Brown de Puerto Madryn, en lo que fue la fecha 18 de la Primera Nacional. “Tuvimos el error de facilitarles el camino a ellos”, aseguró.

Además, analizó otros de los errores cometidos por el equipo de Turdera. “Todo lo que planeamos duró cuatro minutos”, reflexionó. No obstante remarcó que “las derrotas de este tipo afectan” pero “esto es fútbol profesional y uno se tiene que levantar y dar vuelta la página lo más rápido posible”.

Respecto al arbitraje señaló que no fue “determinante” para el resultado, y que las falencias estuvieron en otro lado. Para el entrenador fue a partir de los cuatro minutos, precisamente, en donde el equipo empezó a equivocarse, luego del primer gol del rival gracias a un penal.

“Nosotros después del penal les facilitamos el juego de ellos, quedando en cierto momento en mano a mano, y ellos realmente tuvieron una efectividad que no es normal porque patearon dos veces al arco e hicieron dos goles”, aseveró Perazzo.

En cuanto a los tres goles que le convirtieron al Gasolero subrayó que no fueron por una “cuestión anímica”. “Fueron por una cuestión de que le dimos una mala lectura al partido, y descuidamos el ataque de ello. Me parece que es más un tema de ordenar un poco las piezas y recordar cuál es la función que tiene cada uno”, agregó.

Un nuevo esquema

Este lunes el entrenador del Celeste eligió plantear un once inicial diferente al habitual o al que se vio en los últimos encuentros.

Perazzo profundizó en el nuevo planteo de juego. “La idea era darle libertad a los marcadores de punta, y darle libertad a Lucas Baldunciel y a Alexis Vega, para que el doble cinco y los centrales se encargasen de la contención”. Aunque destacó que no lo pudieron llevar a cabo y que todo el equipo se “desmoronó” después del primer gol de Brown.

Por corregir

El próximo partido será el 29 de febrero cuando Temperley visite a Alvarado por la fecha 19. Los entrenamientos de esta semana serán clave para reafirmar el presente de Temperley y su lucha por el Reducido.

Para revertir la situación el Gasolero deberá “volver a las fuentes” para otra vez convertirse en “un equipo sólido”. “Hay que dar vuelta la página, tener el arco en cero y ser un equipo combativo”, concluyó.

Previo "Contra Santamarina tenemos una final”, aseguró Ríos
Siguiente Las Taladritas no detienen la marcha y golearon en casa